Capilla Nuestra Señora del Trabajo – Historia

Esta construcción se encuentra en lo que antiguamente fueran los terrenos de don Ricardo Vial Correa, el fundo Santa Elena. Al morir, su esposa Elena Cifuentes, hija de José Filomeno Cifuentes, decidió levantar una capilla en su recuerdo. Así, en el año 1947 esta construcción se inaugura, proyectada por el arquitecto Jorge Yañez Zabala. Doña Elena planificó, en una primera instancia, la capilla a modo de ermita en conjunto con un convento, ya que la intención era albergar un seminario, pero posteriormente cedió la construcción a la obra de caridad Don Guanella. En un comienzo, la construcción fue llamada la Ermita de San Ricardo, al cual posteriormente se le cambia al nombre actual.

En el año 1958, la Obra de Caridad instauró en los terrenos una escuela y en 1960 creó el Hogar San Ricardo, en honor al otrora dueño del terreno, que atiende hasta el día de hoy a niños y jóvenes con discapacidad intelectual.

La capilla fue declarada Monumento Nacional en el año 1999 por mantener inalterada su expresión arquitectónica, fruto del trabajo mancomunado de artesanos y constructores que lograron trabajar con pericia los materiales nobles de las cuales se compone la construcción.

El terremoto del año 2010 la dejó con severos daños, por lo que actualmente no se puede utilizar. La comunidad intenta reunir fondos para, en conjunto con Monumentos Nacionales, generar un plan de reconstrucción y restauración de este edificio clave para el desarrollo comunitario espiritual y religioso del pueblo de Batuco.

En la actualidad, los procesos de restauración han intervenido en la generación de nuevos espacios mientras, como una explanada para ceremonias, un velatorio y un atrio para congregar feligreses y realizar misas campales. Las obras de reconstrucción y restauración de la iglesia, a cargo de los arquitectos Raúl Irarrázabal, Ignacio Montaner y Macarena Mery ha finalizado y ya se hizo entrega a la comunidad de Batuco.

 

 

 

Comparte!